Azulejos Solares vs. Paneles Solares

Aprovechar la energía solar se está volviendo rápidamente popular entre los propietarios de viviendas. Las células fotovoltaicas no solo ofrecen una forma de ahorrar dinero en energía, sino que también son excelentes para el medio ambiente como una alternativa de energía limpia. Sin embargo, con el avance de la energía solar en los últimos años, hay muchas opciones en el mercado, desde paneles solares tradicionales hasta tejas solares más nuevas. Con eso en mente, aquí hay un resumen básico de los dos tipos principales de energía solar, incluidos los beneficios y desventajas de cada uno.

Paneles solares

Los paneles solares son el tipo más tradicional de células fotovoltaicas y han existido durante más de 60 años. Estos tipos de celdas normalmente se instalan en la parte superior del techo existente y dejan un espacio generoso entre el techo y la fotocélula. Los paneles solares se pueden incluir para modificar el tiempo del sol, a menudo, se pueden instalar sin la ayuda de un profesional. Estos tipos de celdas vienen en una variedad de formas y tamaños, y son una opción asequible para casi cualquier hogar.

Beneficios – Posicionamiento flexible

Los beneficios de instalar paneles solares son muchos, incluida su probabilidad de longevidad en el rendimiento. Lo más importante es que los paneles solares se pueden mover para captar la mayor cantidad de luz solar, dependiendo de dónde se encuentre el techo. Esta flexibilidad es importante, especialmente si está pensando en instalar células fotovoltaicas en una casa más antigua. Además, la instalación es relativamente fácil a través de soportes de montaje, que también hacen que los paneles solares sean fáciles de reemplazar si están afectados por el clima. Por último, los paneles solares son extremadamente eficientes cuando se trata de convertir la luz solar en energía, lo que significa un retorno más rápido de su inversión.

Desventajas: una adición voluminosa

La mayor desventaja en el uso de paneles solares está en su estética. Después de todo, no se ven tan bien como un techo tradicional y pueden parecer voluminosos en la parte superior de un techo existente. Además, el espacio entre el panel y el techo es un lugar ideal para las plagas echen raíces, incluidas las ardillas, las aves y los murciélagos. Sin embargo, esto se puede evitar con el uso de malla de alambre que desalienta a las aves y otros animales a anidar debajo de los paneles. Además, si elige instalar a usted mismo, es posible que pierda los subsidios y los símbolos del gobierno, según los códigos de construcción locales.

Azulejos solares

A diferencia de los paneles solares, las tejas solares o las tejas solares del techo, reemplace un techo existente por completo. Estas son las dificultades del techo que funcionan como fuentes de energía solar, protección y energía libre. Las baldosas solares son relativamente nuevas en el mercado, introducidas en 2005, y vienen en una variedad de colores, formas y dimensiones. Esta flexibilidad hace que las baldosas solares sean una excelente opción para casas recién construidas o que necesitan instalar un techo.

Beneficios: una opción atractiva

La mayor ventaja de las baldosas solares es su apariencia exterior. Hay poca diferencia notable entre las tejas solares y las tejas tradicionales del techo, lo que significa que los propietarios pueden disfrutar de los beneficios de la energía solar sin comprometer el aspecto exterior de su hogar. Además, las baldosas solares ofrecen propiedades duales como fuente de energía y protección contra los elementos. Desafortunadamente, no hay muchos datos disponibles sobre la longevidad de las baldosas solares, ya que la tecnología no ha existido lo suficiente.

Desventajas: una inversión costosa

El costo es un inconveniente importante cuando se consideran las baldosas solares. Después de todo, reemplazan un techo completo, lo que significa una revisión importante, especialmente si están instalados en una casa existente. Como cubren todo el techo, también generan más calor, lo que a veces puede afectar negativamente el subsuelo del techo. Aunque las tejas solares lograron una menor eficiencia de conversión cuando se lanzaron por primera vez, la nueva tecnología ha mejorado su eficiencia, aunque esto dependerá en gran medida del ángulo y la posición del techo.

Conclusión

Existen muchos beneficios y desventajas tanto para los paneles solares como para las baldosas solares. Al final, la decisión de ir uno sobre el otro depende en gran medida de la situación y el presupuesto. Si planea actualizar un techo existente, entonces los paneles solares son definitivamente el camino a seguir. Sin embargo, si está construyendo una nueva casa o quiere reemplazar un techo existente de todos los modos, entonces las tejas solares son probablemente una mejor opción. Lo importante para recordar es lo que ahorrará dinero a largo plazo, sea cual sea el mar la opción que elija.

Deja un comentario