Cómo agregar freón a una bomba de calor doméstica

Agregar freón a la bomba de calor de su hogar es crucial para que funcione correctamente, sin embargo, puede ser extremadamente peligroso hacerlo usted mismo a menos que siga los pasos correctos. Antes de comenzar, lea los cuatro pasos a continuación.

Advertencia:

Es muy recomendable que contrate a un profesional para completar este proyecto a menos que tenga experiencia previa trabajando con refrigerantes.

Además, muchos lugares tienen leyes sobre el freón, así que consulte con sus ordenanzas locales antes de continuar con el proyecto. Tenga cuidado cuando trabaje con esta sustancia y use siempre equipo de seguridad como gafas, guantes y una máscara, ya que la exposición prolongada al freón es perjudicial .

Paso 1: prepare sus medidores

Un colector es un conjunto de medidores comúnmente utilizados para cambiar o leer sistemas de refrigerantes presurizados. Estos indicadores le proporcionarán los números que necesitará para determinar si necesita cambiar su refrigerante y, si lo hace, cuánto se necesita.

Indicadores de identificación

Hay dos mangueras y dos medidores en un colector: uno rojo y otro azul. El indicador rojo es para el lado alto, donde corre la línea de refrigerante más pequeña, y el indicador azul es para el lado bajo, donde la línea de refrigerante más grande se conecta con su unidad.

Asegúrese de haberlos identificado correctamente antes de realizar sus conexiones, ya que alterará el resultado de sus lecturas de refrigerante y la precisión de su relleno, un elemento crucial de este proyecto.

Paso 2: conecta los medidores

Puede conectar los medidores a las líneas de freón mientras la bomba de calor está funcionando.

La manguera roja

Conecte la manguera roja a la línea de refrigerante del lado alto. Si la bomba está funcionando, la línea debe estar por encima de la temperatura ambiente.

La manguera azul

Conecte la manguera azul al lado bajo. Esta línea debe estar aislada, y si la pellizcas suavemente entre tus dedos, debe estar fría. Si no es así, no tiene suficiente refrigerante en la unidad.

Paso 3 – Toma una lectura

Ahora que sus medidores están conectados, es hora de leer la bomba de calor de su hogar . Primero, mire el lado alto, donde la manguera es roja. Coloque el termómetro afuera de donde está la entrada de su bomba de calor. Verifique que la temperatura recomendada para su refrigerante, teniendo en cuenta la temperatura exterior, se encuentre dentro del rango requerido.

Asegúrese de utilizar las especificaciones del fabricante para su unidad y el tipo particular de freón para obtener este número. Si los números de la bomba de calor se registran debajo de las recomendaciones dadas, la bomba de calor necesita freón adicional.

Advertencia: La medición incorrecta de la cantidad de freón necesaria puede provocar lesiones personales graves o daños a la bomba de calor de su hogar.

Paso 4 – Agregar refrigerante

Si el tanque está bajo y ha decidido que se siente lo suficientemente cómodo con este proyecto para continuar, entonces es hora de agregar refrigerante a su bomba de calor.

Agregue refrigerante a través del lado bajo, donde corre el tubo más grande. Es extremadamente importante nunca agregar freón a través del lado alto. Y, al cargar, no ponga el gas refrigerante al revés. Esto envía refrigerante líquido al compresor de su bomba de calor, destruyendo su sistema de calefacción y refrigeración.

Una vez que se carga el sistema, desconecte los tubos y verifique que el sistema con vacío de presión no tenga fugas.

Deja un comentario