Cómo conservar una barandilla de madera

Si el acabado de su barandilla de madera vieja está opaco, descolorido o rayado, puede darle una nueva vida simplemente aplicando una nueva mancha o barniz. Cuando se hace correctamente, volver a una barandilla de aspecto se puede hacer que se vea completamente nuevo nuevamente. Mejor aún, volver a teñir es mucho más fácil de lo que piensas. Entonces, aquí hay una guía paso a paso simple que le resultará cómo completar con éxito este proyecto.

Paso 1: quita la vieja mancha

Aplique cantidades abundantes del solvente decapante a la barandilla con trapos viejos. Trabaje en áreas pequeñas para evitar que el solvente se seque. Tenga cuidado de no poner ninguno de los separadores en los husillos, y si hace, límpielo inmediatamente con un trapo. Después de que esto se asiente durante cinco a 10 minutos, raspe la mancha o barniz con un raspador de pintura de plástico. Los trapos serán útiles para trabajar el solvente en grietas y grietas que no se pueden alcanzar con el raspador.

Paso 2: lija la barandilla

Una vez que la barandilla se haya secado, revísela con papel de lija para eliminar cualquier mancha o barniz que el solvente no haya solucionado. Trate de hacer la madera lo más suave posible, y luego limpie el polvo con un trapo limpio.

Paso 3 – Husillos de cinta y postes Newel

Use la cinta de pintor y el periódico para pegar los husillos y las nuevas publicaciones. Esto evitará que las manches cuando vuelvas a aplicarlas en la barandilla. Esto es especialmente importante si los husillos son de un color diferente.

Paso 4: aplique la primera capa de mancha o barniz

Tome su pincel y aplique una fina capa de mancha o barniz a la barandilla. Siempre asegúrese de que los trazos estén en la misma dirección y que sean lo más largos posibles. Es posible que sienta la tentación de aplicar una capa gruesa, pero las capas más livianas finalmente resultarán en un trabajo mucho más profesional.

Paso 5 – Espere para aplicar capas adicionales

Permita que la mancha de granero repose unos 10 o 15 minutos antes de aplicar la segunda capa. Aunque la mancha o el barniz no se secarán por completo en este tiempo, habrán curado lo suficiente como para que no se corra cuando se aplique la segunda capa.

Aplique al menos dos o tres capas más de mancha o barniz. Recuerde esperar de 10 a 15 minutos entre cada capa.

Paso 6 – Aplique una capa transparente de poliuretano

Después de que la mancha o el barniz se haya secado (consulte las instrucciones en la lata), aplique la primera capa de capa transparente de poliuretano. Nuevamente, cepille el sellador en secciones pequeñas y mantenga los trazos en la misma dirección.

Paso 7 – Arena ligeramente

Dé tiempo suficiente al poliuretano para esa secuencia, y luego use un papel de lija de grano alto (320 o superior) y lije ligeramente la barandilla. No estás tratando de lijar el poliuretano; solo debes desbastar la superficie para una mejor adherencia.

Paso 8: aplique más poliuretano

Aplique dos o más capas adicionales de poliuretano sobre la capa inicial para dar la barandilla un acabado de alto brillo. Recuerda lijar suavemente nuevamente entre la aplicación de la capa.

El nuevo acabado de su barandilla podría renovar incluso la madera más vieja y desgastada con poco costo para usted.

Deja un comentario