Cómo guardar un auto para el invierno

Especialmente en ciertas partes del país, querrás identificar tipos particulares de vehículos, como convertibles, durante los meses más fríos del invierno. Es importante proteger un vehículo que es vulnerable a la nieve , el hielo y el frío, especialmente la gran cantidad de dinero que se necesita para comprar y mantener muchos de estos automóviles. Sin embargo, un vehículo para la temporada no es tan simple como llevarlo a su garaje y cerrar la puerta. A continuación, descubra qué más se necesita para las limitaciones precisas de un automóvil durante el invierno para las limitaciones de que esté en plena forma una vez que llegue la primavera.

Limpia tu coche

Antes de guardar su automóvil para la temporada, debe limpiar el interior a fondo. Reúna todos los artículos del interior y llévelos a su casa y clasifíquelos, deseche la basura y elimine definitivamente cualquier alimento o perecedero del automóvil para evitar la descomposición, el moho y otros problemas graves con los que no querrá lidiar. la primavera También aspire el interior de su automóvil para deshacerse de los restos persistentes.

Prevenir el óxido

Las piezas de metal expuestas sin pintar de su automóvil pueden ser propensas a oxidarse durante los meses de invierno cuando su automóvil no está en uso. Si alguno de estos existe en su vehículo, use una capa inferior de goma para evitar la oxidación. Puede comprar una lata de aerosol que le permite aplicar una capa protectora. Haga esto con cuidado para que no quede ningún recubrimiento cerca de los componentes del escape del automóvil. Si aplica no usar esta solución, aplique una capa de WD-40 en estas áreas.

Mantener a los roedores fuera

Los roedores a veces encuentran la manera de residir en vehículos durante el invierno, ya que buscan alivio de las bajas temperaturas. Hay varias formas de alejar a estos animales, como los ratones, de su vehículo almacenado. Para empezar, mete un calcetín en el tubo de escape para que no puedan establecerse allí. Luego, coloque sábanas frescas en su automóvil, que se sabe que protegen a los ratones. Además, coloque estratégicamente trampas para ratones alrededor de su garaje fuera de su automóvil para evitar que estos animales lleguen a su vehículo en primer lugar.

Usa los fluidos correctos

Poner los líquidos correctos en su automóvil antes de que se almacene es una necesidad absoluta. Por ejemplo, los estabilizadores de combustible ayudan a prevenir la corrosión en las líneas de combustible y el motor de su vehículo. Tenga en cuenta que la mayoría de los combustibles mezclados con etanol tienen una vida útil de tres meses. Si su vehículo será almacenado por un período de tiempo cercano o más largo, es aconsejable usar los estabilizadores. Agregue este fluido a un tanque de gas casi lleno antes de que ocurra el almacenamiento.

También tomamos el tiempo para cambiar el aceite de su automóvil y asegurarnos de que el resto de los líquidos del automóvil estén altos antes de almacenar su automóvil para el invierno. Esto incluye garantizar que haya suficiente anticongelante. Después de agregar esta nueva ronda de fluidos, tome su automóvil para una última vuelta para permitir que circulen antes de que su automóvil esté fuera de uso por un tiempo.

Preparar los neumáticos

Sus neumáticos también pueden usar un poco de TLC antes de guardar su automóvil para el invierno. Inflar a una presión de aire más alta antes de que su automóvil esté escondido durante la temporada. Dado que las temperaturas más bajas pueden provocar la pérdida de presión de aire con el tiempo, esto es algo inteligente, siempre y cuando no empuje la presión de aire más allá del máximo de la llanta.

Retire la batería

Una vez que su automóvil esté estacionado en el garaje, retire la batería y guárdela automáticamente. Debe estar conectado a un cargador de carga lenta o una batería, ambos se pueden encontrar en su ferretería local. Simplemente puede dejar la batería en un trozo de madera en su garaje, adjuntando allí a la licitación para la temporada. Hacer esto elimina la preocupación de que su automóvil no arranque debido a una batería agotada después de que su vehículo salga de la hibernación. Si su garaje se enfría mucho, mantenga la batería en el interior para evitar que se congele o agriete.

Cubre tu auto

El último paso en el proceso de almacenamiento es cubrir su automóvil. Asegúrese de tener una cubierta de calidad que se adhiera de manera segura en su vehículo, aunque asegúrese de que sea lo suficientemente transpirable como para evitar la entrada de humedad. Antes de cubrir su automóvil, levante todas las ventanas y cierre todas las puertas del automóvil por completo. Una cubierta de automóvil evita que la suciedad y el polvo se acumulen en su vehículo durante su larga siesta invernal.

Una vez que complete todos estos pasos, su automóvil se almacenará de forma segura en el interior durante los meses de invierno.

Deja un comentario