Fusible de fusión lenta vs fusible de fusión rápida

Hay varios tipos de fusibles : un fusible de fusión lenta, un fusible de fusión rápida y un fusible mini de dos cuchillas. En el mercado actual, encontramos un fusible para cada necesidad electrónica. Si es un principiante o no tiene experiencia alguna en el trabajo eléctrico, debe aprender a distinguir entre los diferentes tipos de fusibles. De lo contrario, eventualmente dañará los equipos electrónicos al instalar un fusible incorrecto. Por lo tanto, siempre se recomienda instalar el mismo tipo de fusible utilizado originalmente para un circuito electrónico en particular para evitar problemas. Siga esta guía para comprender mejor las diferencias y los usos comunes que existen entre un fusible de fusión lenta y un fusible de fusión rápida.

La definición de un fusible de fusión lenta y un fusible de fusión rápida

Un fusible de combustión lenta se define como un fusible que puede tolerar altos niveles de voltaje durante un período corto sin cortocircuito. Esto significa que cuando ocurre un cambio de voltaje corto o repentino, un fusible de combustión lenta no se quema inmediatamente, pero resiste la alta corriente por un corto tiempo, dándole tiempo para hacer lo que iba a hacer o tiempo para encenderlo. fuera de la fuente de energía.

Por el contrario, un fusible de fusión rápida (o rápida) es un fusible que explota instantáneamente cuando se pasa un alto voltaje a través de él. Este fusible es el fusible común que encontramos en muchos equipos electrónicos cotidianos.

Los usos para un fusible de fusión lenta y un fusible de fusión rápida

Un fusible de fundición lenta se usa normalmente en la industria del motor porque cuando enciende un motor, en ese momento, una alta corriente de electricidad pasa a través del circuito electrónico. Por lo tanto, los fusibles podrían quemarse. Al usar un fusible de fusión lenta, evita este problema porque, como se mencionó anteriormente, los fusibles de combustión lenta resisten el flujo repentino de corriente alta desde el circuito, permitiendo que el motor arranque. Por lo tanto, un fusible de fusión lenta es ideal en tales circunstancias.

Por el contrario, se usa un fusible rápido en los electrodomésticos. Los electrodomésticos son sensibles a los cambios en el flujo de electricidad. Por lo tanto, necesita una reacción rápida para contrarrestar este problema, y ​​aquí es donde un fusible rápido es útil. El fusible de acción rápida permite que el electrodoméstico sobreviva al cortocircuitarse instantáneamente en lugar del circuito electrónico.

    El fusible de fusión lenta vs. el fusible de fusión rápida

    Como puede ver, no se trata de qué fusible es mejor que el otro, sino de cuál es el mejor fusible para una situación particular. Estos dos tipos de fusibles tienen características diferentes que se adaptan a sus diversas circunstancias electrónicas. Como se mencionó anteriormente, es fundamental asegurarse de usar el mismo tipo de fusible al reemplazar un fusible defectuoso.

    Otra cosa importante para recordar es que si no puede diferenciar entre los dos fusibles, debe solicitar ayuda profesional. De lo contrario, dañará el equipo electrónico y, lo que es más importante, podría electrocutarse y sufrir lesiones graves.

    Deja un comentario