Instalación de puertas para mascotas en 8 pasos

Permitir constantemente que su perro o gato entre y salga de la casa puede ser una molestia, pero la instalación de la puerta para mascotas es una solución simple a este molesto problema. Aquí le mostramos cómo realizar esta sencilla tarea en solo unos pocos pasos.

Paso 1 – Medida

Mide a tu mascota. Las puertas para mascotas varían mucho en tamaño, por lo que debes medir a tu mascota en las partes más altas y más anchas de su cuerpo. Elija una puerta para mascotas que sea al menos 2 pulgadas más alta y 2 pulgadas más ancha que su mascota, y compre las piezas requeridas en su tienda local de mascotas o artículos para el hogar.

Paso 2 – Esquema de la puerta

Pegue la plantilla que viene con la puerta de su mascota en la puerta, al menos 3 pulgadas por encima de la parte inferior de la puerta.

Paso 3 – Traza y marca

Traza el contorno de la plantilla. Tenga en cuenta la colocación de los tornillos. Este esquema será su guía cuando corte la abertura de la puerta para mascotas.

Marque las esquinas con una «X» justo fuera del contorno.

Paso 4 – Taladro

Taladre agujeros con una broca de ½ pulgada en las cuatro marcas «X» para el montaje de la puerta exterior.

Paso 5 – Taladrar agujeros de tornillo

Taladre agujeros para tornillos con una broca de 3/8 o el tamaño recomendado por el fabricante.

Paso 6 – Corte el agujero para la puerta

Corta cuidadosamente el contorno con una sierra de calar.

Paso 7 – Instale la puerta

Inserte el marco exterior de la puerta para mascotas contra el exterior de su puerta y asegúrelo. Inserte el marco interior de la puerta para mascotas (lateral con la solapa) y atorníllelo en los orificios adecuados.

Paso 8 – Deja salir a tu mascota

Ahora presenta a tu mascota la nueva puerta y observa cómo entra y sale sola.

Deja un comentario