Tallado de vigas falsas de grandes bloques de espuma de poliestireno

Es posible que le guste la apariencia de las vigas del techo en su hogar, pero si no se construyeron vigas en la construcción original, puede reemplazarlas por un imán fácil. Con un poco de práctica, algunas instrucciones confiables, algunos bloques de espuma plástica y algunas herramientas y materiales simples, puede hacer que las vigas falsas se vean reales.

Paso 1 – Crea tus formas de haz

Decide qué tan ancho y profundo quieres tus haces de imitación. Mide y marca esas dimensiones en tus bloques de espuma plástica. Usando su espuma sobre una superficie limpia y, usando un cuadrado de carpintero, dibuja las líneas a lo largo de las cuales cortará. Luego, use una sierra de dientes finos para cortar su viga del bloque.

Paso 2 – Crear grano de madera de imitación

Algunas maderas, como la nuez, tienen granos prominentes y distintos. Otros, como la caoba, tienen un grano más fino y suave. Si desea que sus haces de imitación se vean reales, debe simular alguna forma de grano en ellos.

Para hacerlo, examine algunas piezas de madera de muestra. Estudie sus patrones de grano y decida lo que solicite en sus vigas. Usando un cuaderno y un lápiz, redactando algunos patrones hasta que estés satisfecho con uno. Intente incluir características que haya visto en sus muestras: nudos, líneas convergentes, líneas ondulantes, etc.

Paso 3 – Dibuja tu patrón en la espuma de poliestireno

Use un marcador permanente para dibujar el patrón de vetas de madera en su viga falsa. Asegúrese de continuar su patrón en los lados adyacentes del bloque. Retroceda ocasionalmente para solicitar de su patrón ver tan bien desde la distancia como de cerca.

Paso 4: talla tus vigas falsas

Use una herramienta rotativa Dremel con una broca para dar forma a la piedra para comenzar a tallar los bordes de su viga, redondeando rápidamente para que se parezca a los bordes de una viga de madera. Intenta recrear los bordes naturalmente desiguales de la madera. Cuando termine de cortar, comience a crear las líneas de grano cortándolas con su herramienta giratoria. Deben tener aproximadamente 1/16 a 1/18 de pulgada de profundidad.

Paso 5 – Pintar

Cuando termine de tallar, use papel de lija de grano 150 para cualquier superficie áspera o bordes. Elimine el polvo o la suciedad con un cepillo suave o una aspiradora.

Aplique su pintura, usando pinceles anchos para áreas amplias, pequeños para las líneas. Intenta combinar los colores en tus muestras de madera. Por lo general, necesitará usar al menos cuatro tonos del mismo color para imitar la apariencia de la madera. Cubra su viga con el color primario, generalmente un marrón más oscuro, y luego, cuando esta pintura se haya secado, trabaje en las líneas con tonos más claros.

Paso 6 – Instalar

Aplique adhesivo de construcción a la parte superior de la viga y al techo donde irá la viga. Presione la viga en su lugar y asegúrela con cinta adhesiva hasta que se fije el pegamento. Asegúrese de usar un pegamento que sea seguro para usar en espuma.

Deja un comentario